Archivo del sitio

La hora del planeta 2011

Ya está aquí Pocoyó como el año pasado por estas fechas. Lo mismo se vuelve un habitual de este cuaderno de bitácora. Como el año pasado colabora desinteresadamente con WWF para promocionar la “Hora del Planeta”.

 

 

Según van pasando los años y las convocatorias, las acciones entorno a esa hora, que pretende alcanzar un compromiso global con el medio ambiente y dar un toque de atención a las autoridades, son más interesantes y atractivas. Este año tenemos carreras populares, conciertos, bastantes actividades para los más pequeños, que son los que finalmente heredarán lo que les dejemos y por supuesto, son la base que hay que cuidar y educar para que entiendan el problema y formen parte de la solución.

El año pasado ya escribí algo acerca de este evento: La hora del planeta 2010 , este año directamente voy a poner el enlace a la página oficial. Me parece interesante  participar, no sólo en apagar la luz esa hora, si no también en las actividades que nos proponen. Especialmente curiosa me parece la de “apúntate” en la que pones tu dirección como compromiso de que vas a participar y una luz virtual indicará que te has unido a la acción y donde, se puede ver el mapa del mundo y las bombillas que hoy se encienden pero que son un compromiso de que se apagarán el día 26. También me ha gustado la iniciativa “COMPROMISO 60” de proponer que nos comprometamos a, por lo menos, realizar 3 pequeñas acciones de nuestra vida diaria que pueden ayudar a frenar el cambio climático.

Este es el enlace a la página oficial, lo mejor es dar un paseo por ella, curiosear, disfrutar y participar.

 

 

El próximo día 26 de Marzo es el momento, la hora será de 20:30 a 21:30 pero es sólo un punto de control, un símbolo. El planeta necesita más de una hora. Que sirva ésta para recordar que las otras 8759 son mucho más importantes

 

Anuncios

La Hora del Planeta 2010

Gracias por colaborar

GRACIAS POR COLABORAR

(Actualizado el 28 de Marzo de 2010)

En diciembre, los líderes del mundo se reunieron en Copenhague para crear un acuerdo internacional que abordara el cambio climático reduciendo las emisiones de gases de efecto invernadero. Con un resultado pobre y lleno de lagunas terminó la cumbre, ya que no se consiguió llegar a un consenso para producir un nuevo acuerdo ambicioso, justo y vinculante para luchar contra el cambio climático.

Los continuos bloqueos a los que China y Estados Unidos han sometido cualquier tipo de acuerdo subieron la tensión entre los asistentes reunidos en Copenhague. El presidente de los Estados Unidos, Barack Obama, se reunió a puerta cerrada con los delegados de la Unión Europea y les reclamó que sucumbieran al tratado arbitrado por Estados Unidos porque sino convendrían con el resto de países una declaración que dejaría a la UE fuera y como responsable directa de la falta de acuerdo internacional. Finalmente los 27 miembros de la UE firmaron lo impuesto por la Administración Obama para no exponerse a ir a por un 30 por ciento, ya que ni Estados Unidos ni China iban a pactar grandes bajadas.

Algunos de los países desplegados como Francia, España, Reino Unido y Bélgica han anunciado que pese al acuerdo sus objetivos quedan fijados en un 30 por ciento de reducción de la contaminación para los próximos años. Los países con gobiernos más conservadores de Europa como Polonia e Italia se plegaron a los acuerdos no vinculantes y mínimos ofrecidos por China y Estados Unidos.

Sin embargo, entre los países que han acordado la declaración final mínima y no vinculante (de cumplimiento no obligatorio) también existen voces disidentes con el acuerdo. Por ejemplo el representante brasileño Sergio Sierra declaró ante los medios de comunicación que el acuerdo es incompleto y no está precisando la realidad de la situación global respecto con el cambio climático, y que los países no industrializados han concluido accediendo a los intereses de las principales potencias emergentes, que son las que han llevado la voz cantante junto a Estados Unidos a lo largo de toda la cumbre.

El texto final, que se ha pactado por los países asistentes, excluye el monto general de la disminución de gases contaminantes, precisamente al contrario de lo que muchos agregados procuraban concertar, solamente se refiere a las contracciones de CO2 exponiendo que se deben realizar “hondos recortes”, pero no se marca plazo alguno ni cuantías exactas.

Después de este fracaso no podemos quedarnos parados, hay que sumarse a todas y cada una de las iniciativas que redunden en la lucha por el planeta y que hagan oír las voces de la ciudadanía en contra de lo que inexorablemente será un desastre mundial como es el cambio climático.

En ese sentido el próximo 27 de Marzo de 20:30 a 21:30 hora local se va a celebrar La Hora del Planeta 2010. Ésta una iniciativa global de WWF donde los individuos, escuelas, organizaciones, empresas y gobiernos apagan sus luces durante una hora para votar a favor de la acción sobre el cambio climático. Al votar con sus interruptores de luz, los participantes de la Hora del Planeta envían un poderoso mensaje visual a sus dirigentes exigiendo acción inmediata sobre el cambio climático.

La Hora del Planeta es el evento climático más grande en la historia. En el 2009, participaron más de 4,000 ciudades en 88 países, incluyendo 200 ciudades españolas.

WWF espera a través de la Hora del Planeta generar impulso político para la adopción de un tratado mundial ambicioso, justo y vinculante sobre clima para reducir nuestras emisiones de carbono, después de los decepcionantes resultados de la Cumbre de Copenhague.

Puedes participar con gestos sencillos como apagar la luz y los aparatos eléctricos, cambiar tus bombillas incandescentes por las de bajo consumo o pedir a los líderes de todo el mundo que actúen contra el cambio climático y aprueben un nuevo acuerdo ambicioso y vinculante en la próxima Cumbre de México.
Son muchas las formas en las que puedes demostrar tu compromiso en la lucha contra el Cambio Climático, súmate a La Hora del Planeta y actúa:

INSCRÍBETE EN LA CAMPAÑA